Donald Winnicott  Jacques Lacan  Melanie Klein  Sigmund Freud

Principal | Biblioteca | Dic. Psicoanálisis | Contacto


Jacques Lacan


Seminario 14 La lógica del fantasma - pág.6

Biblioteca | Jacques Lacan

Página 6 de 281

Este objeto a queda, porque esta relación la tiene desde el origen para que esto sea posible de ser explicado, una relación fundamental con el Otro. En efecto, el sujeto no ha aparecido en absoluto todavía con sólo el corte, por donde este globo que instaura el significante en lo real deja caer de entrada este objeto extraño, que es el objeto _. Hace falta y es suficiente, en la estructura indicada, darse cuenta del corte, para percatarse también que tiene la propiedad redoblándose simplemente, de reencontrase. Dicho de otra manera, que es la misma cosa hacer un sólo corte que hacer dos. realidad. Pero esta relación al Otro, sin la cual nada puede ser vislumbrado del juego real de esta relación, es lo que yo he tratado de dibujar para ustedes, recurriendo al viejo soporte de los círculos de Euler, relación fundamental, seguramente insuficiente como representación, pero si la acompañamos de lo que ella soporta en lógica, puede servir para hacer resurgir la relación del sujeto al a, se dibuja como un primer circulo que otro viene a recortar, el a es su intersección;

Se puede considerar la hiancia que hay entre las dos vueltas que no son más que una, como el equivalente del primer corte. Pero si hago el tejido en el cual se trata de ejercer este corte un doble corte, desprendo de eso, restituyo en eso, lo que ha sido percibido en el primer corte, a saber: una superficie de la cual el derecho se continúa con el anverso. Restituyo la no separación primitiva de la realidad y del deseo. Cómodefiniremos realidad, lo que yo he llamado en todo momento lo listo para llevar del fantasma, es decir, lo que hace su orden; veremos entonces que la realidad, toda la realidad, no es otra cosa que montaje de lo simbólico y lo imaginario. Que el deseo en el centro de este aparato, de este cuadro que nosotros llamamos realidad, es también lo que cubre como yo lo he articulado, lo que importa distinguir de la realidad humana y que es hablando propiamente lo real que no es más que entrepercibido, entrepercibido como la máscara fácil que es aquella del fantasma, lo mismo que ha aprehendido Spinoza, cuando ha dicho que el deseo es la esencia del hombre. En verdad, esta palabra hombre es un término de transición imposible de conservar en un sistema ateológico, lo que no es el caso de Spinoza, en esta fórmula spinoziana; tenemos que sustituir simplemente esta fórmula, cuyo desconocimiento ha conducido al psicoanálisis a las aberraciones más groseras a saber, que el deseo es la esencia de la


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-100   101-150   151-200   201-250   251-281  

 Busca en este sitio
 Menú
Principal
Agregar Favorito
Biblioteca
Dic. Psicoanálisis


En esta sección
El seminario sobre La carta robada 1956
Seminario 6 El deseo y su interpretación
Seminario 5 Las formaciones del inconsciente
Seminario 7 Nuestro Programa
Seminario 4 La relación de objeto
Seminario 9 La Identificación
Seminario 13 El objeto del psicoanálisis
Seminario 10 La angustia
Seminario 2 Psicología y Metapsicología
Seminario 16 De un otro al otro
Seminario 8 La transferencia
Seminario 3 Introducción a la cuestión de las psicosis
Seminario 1 Los escritos técnicos de Freud
Seminario 14 La lógica del fantasma - pág.6
Seminario 15 El acto psicoanalítico




Principal | Biblioteca | Dic. Psicoanálisis

Dicc.Psicoanálisis: A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - Y - Z


Copyright ©2008 Nuevarena.com