Donald Winnicott  Jacques Lacan  Melanie Klein  Sigmund Freud

Principal | Biblioteca | Dic. Psicoanálisis | Contacto


Diccionario Psicoanálisis


Perversión 3 - pág.8

Biblioteca | Diccionario Psicoanálisis

Página 8 de 14

De hecho, la intrusión paterna, bajo la figura del padre imaginario, sólo puede inducir esta vacilación de la identificación fálica del niño en la medida en que se presente en el discurso materno que la madre se significa como un objeto potencial del deseo del padre. El padre imaginario, fantasmatizado por el niño, se le aparece como un competidor fálico, rival suyo ante la madre: «En este nivel, la cuestión que se plantea es: ser o no ser, to be or not to be el falo». El niño capta entonces dos órdenes de realidad que en adelante incidirán en el curso de su deseo: por un lado, se apercibe de que el objeto del deseo materno no depende exclusivamente de su propia persona; por otra parte, descubre que la madre está afectada por la falta, y que él, identificado con el falo, no la colma en nada. De allí la importancia de los mensajes significantes en ese momento decisivo; ellos le permiten al niño promover el despliegue de su deseo, sea hacia otro horizonte, sea en una dirección obstruida, a falta de significantes adecuados para lanzar más lejos la cuestión de la diferencia de los sexos. Detrás de la figura paterna se perfila, en efecto, el universo de un goce nuevo, a la vez extraño e interdicto, del que el niño no puede sino sentirse excluido. Este presentimiento, a través del cual adivina el orden irreductible de la castración, constituye el inicio de un saber nuevo con respecto al deseo del Otro. En la medida en que el discurso significante materno deje en suspenso la interrogación del niño acerca del objeto del deseo de la madre, esta cuestión podrá llevar al niño a conducir aquella interrogación mas allá del punto en que su identificación fálica encuentra un punto de detención. Este «aliento» moviliza al niño hacia un «otro lado» que le permite desprenderse de la apuesta inmediata del deseo que negocia con la madre, en competencia con el padre. En cuanto este «aliento» es suspendido, la dinámica del deseo tiende a un estado en el que la entropía prevalece sobre el esfuerzo psíquico que el pequeño debe realizar para combatirla. El demorarse en la identificación fálica puede así enquistarse en un modo particular de economía del deseo que encuentra su cimiento en favor de una identificación perversa, que induce más tarde la organización de una estructura perversa propiamente dicha. La identificación perversa, y la organización estructural que ella invoca, cristalizan a menudo en torno a una cierta cantidad de indicios, testimonios del deseo que encuentra en ellos sus vías de expresión; esos indicios aparecerán después como rasgos característicos de la estructura.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 >>>



 Busca en este sitio
 Menú
Principal
Agregar Favorito
Biblioteca
Dic. Psicoanálisis


En esta sección
Edipo Rey de Sófocles
Graf Herbert (1903-1973) Caso "Juanito"
Goce
Edipo (complejo de) 2
Grafo
Narcisismo 3
Huella mnémica
Perversión 3 - pág.8
Acting-out
Neurosis y psicosis
Histeria
Parafrenia
Fantasma
Metáfora paterna
Masoquismo




Principal | Biblioteca | Dic. Psicoanálisis

Dicc.Psicoanálisis: A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - Y - Z


Copyright ©2008 Nuevarena.com