Donald Winnicott  Jacques Lacan  Melanie Klein  Sigmund Freud

Principal | Biblioteca | Dic. Psicoanálisis | Contacto


Diccionario Psicoanálisis


Objeto 3

Biblioteca | Diccionario Psicoanálisis

Página 1 de 6

Freud condujo la cuestión del objeto en psicoanálisis a la de un objeto perdido, en juego en la repetición, y Lacan añadió la cuestión del rasgo que inscribe la repetición. Partiremos de esta situación de la problemática del objeto (donde se encuentra además el aporte lacaniano «clásico» del papel de los significantes y de los efectos del lenguaje). Esta situación acusa un desplazamiento del énfasis desde la cuestión del objeto («el objeto de amor» o de deseo) hacia las cuestiones de lo pulsional, en el sentido de las pulsiones parciales, pero sin que el objeto se reduzca a aquéllas. Por otra parte, el objeto perdido en la repetición conduce también a la cuestión del acto en el que puede estar en juego. Y, en términos más generales, surge que el objeto en psicoanálisis se entiende en un sentido que se desdobla: por un lado, según la cuestión de lo pulsional, y por otro, según la cuestión de los fundamentos. Uno puede quedarse más acá de ese desdoblamiento, basándose en el término «apuesta»: el objeto que está en juego con lo pulsional se convierte también en la apuesta eventual de un análisis y en la apuesta del dominio en sí, puesto que el psicoanálisis implica que lo que está en juego se pueda captar en él, y que la teoría y la práctica sean (de una cierta manera) la «misma cosa». Es preciso además explicar lo que implica el aparente desdoblamiento de sentido del término «objeto», es decir, la manera en que su doble filo es conservado por Lacan con el objeto a. El «objeto a» y su estatuto Al retomar la problemática del objeto en psicoanálisis a partir del objeto a, no sólo se imponen cambios de perspectiva en esta problemática (el objeto se vuelve «activo», y el sujeto, efecto), sino que surge también el interrogante de en qué sentido se sigue hablando de un «objeto». El objeto a, dice Lacan, «no es más que una letra», pero al mismo tiempo, añade, parece «ser algo». Nos vemos por lo tanto llevados a tomar la problemática del objeto (en su aparente desdoblamiento) a partir de los interrogantes siguientes: ¿qué implica en la cuestión del objeto en psicoanálisis la introducción del objeto a? ¿De qué manera el objeto a puede ser considerado como objeto? «Aspectos» de a Tomemos en primer lugar el lado de lo pulsional. ¿Hasta qué punto se puede definir y captar el objeto a como el objeto de la pulsión? Según Lacan, es más bien lo que sería el objeto de la pulsión si existiera la pulsión genital, « .


< Anterior |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 >>>



 Busca en este sitio
 Menú
Principal
Agregar Favorito
Biblioteca
Dic. Psicoanálisis


En esta sección




Principal | Biblioteca | Dic. Psicoanálisis

Dicc.Psicoanálisis: A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - Y - Z


Copyright ©2008 Nuevarena.com